Grupo la mère poulard

Galletería La Mère Poulard

galleteria-la-mere-poulardComo gran pastelera y madre solícita, La Mère Poulard elaboraba deliciosas galletas bretonas (denominadas «galettes sablées») que regalaba a los hijos de los peregrinos que acudían al Monte de San Miguel.

Durante más de un siglo, la producción de galletas se ha limitado a la posada y el Monte de San Miguel.

En 1994, Éric Vannier, presidente del grupo La Mère Poulard, creó la Galletería La Mère Poulard para completar la estrategia del Grupo con una actividad agroalimentaria y promover, tanto en Francia como en el extranjero, el saber hacer típico del Monte de San Miguel.

En un mercado agroalimentario en el que las marcas rivalizan en invención y modernización, Éric Vannier ha apostado por la autenticidad, tanto en lo que respecta a las recetas tradicionales como en el envase, que recuerda a las raíces y el universo de la galletería.

El respeto por las recetas tradicionales y la selección rigurosa de las materias primas naturales garantizan la calidad de las galletas La Mère Poulard.

Desde principios del 2016, las galletas de La Mère Poulard cuentan con el logotipo «Origen Francia Garantizado», que certifica el origen 100 % francés de las materias primas utilizadas.

Variedades como galettes, sablés, palets y cookies se venden en estuches, sobres, cajas y en las famosas cajas metálicas de coleccionista. Las galletas, que se elaboran en los obradores situados en la localidad de Saint-Étienne-en-Coglès (Bretaña), a 25 km del Monte de San Miguel, se venden en múltiples puntos de venta en Francia: hipermercados (Monoprix, Carrefour, Casino, Auchan, Cora, Leclerc, Intermarché, Système U), supermercados, grandes almacenes (Galeries Lafayette, Le Bon Marché), las seis tiendas propias de La Mère Poulard, tiendas de estaciones de servicio (Total, Shell, Esso), aviones de la compañía aérea Air France, webs de venta en línea, etcétera.

Las recetas de galletas La Mère Poulard siguen inalterables desde 1888, la razón secreta de su sabor incomparable.
El sablé La Mère Poulard es deliciosamente fundente en boca.
La galette La Mère Poulard es crujiente y dorada.
El palet La Mère Poulard es delicioso y sabroso.
La cookie La Mère Poulard es pura mantequilla con una textura y un sabor incomparables.

biscuits-la-mere-poulard

Variedades como: galettes, sablés, palets y cookies se venden en estuches, en sobres, en cajas y en las famosas cajas metálicas de coleccionista. Las galletas, que se elaboran en los talleres de fabricación situados en la localidad de Saint-Étienne-en-Coglès (Bretaña), a 25 km del Monte de San Miguel, se venden en múltiples puntos de venta en Francia: hipermercados (Monoprix, Carrefour, Casino, Auchan, Cora, Leclerc, Intermarché, Système U), supermercados, grandes almacenes (Galeries Lafayette, Le Bon Marché), las seis tiendas de La Mère Poulard, tiendas de estaciones de servicio (Total, Shell, Esso), aviones de la compañía aérea Air France, webs de venta en línea, etcétera.

boutique-paris-la-mere-poulard

La oferta de galletas se completa con una gama de productos exquisitos, tanto dulces como salados.

Todos los productos de la Galletería La Mère Poulard se exportan actualmente a más de 70 países del mundo.

Además, la Galletería La Mère Poulard ha preparado, desde hace dos años, una maravillosa colección de cajas de hierro y cartón así como estuches conmemorativos para celebrar por todo lo alto los 125 años de La Mère Poulard y la renovación del Monte de San Miguel gracias al gran proyecto de restablecimiento del carácter marítimo, que se inaugurará oficialmente en el año 2015.

La Mère Poulard incrementará en gran medida su venta de galletas en el extranjero gracias a esta nueva gama de galletas de calidad.

groupe-la-mere-poulard

Aparte de la imagen entrañable de La Mère Poulard, la marca es conocida por unos valores muy arraigados:

La Mère Poulard es una marca nacional en Francia, pero también es una marca internacional con una imagen muy asentada en Japón y más ampliamente en Asia, Norteamérica y en varios países europeos.

El índice de notoriedad espontánea y asistida de la marca oscila entre el 65 y el 92 % (fuente: Air France, entre clientes franceses y extranjeros) y supera el 85 % de notoriedad espontánea en Francia.